Denunciar el Bullying no es de chivatos, es de héroes.

A la niña que se intentó suicidar hace unos días sus compañeros del colegio le llamaban “rata inmunda, sudaca de mierda” y no quiero imaginar cuántas barbaridades más. ¿Qué hacen niños de nueve años acosando, insultando, humillando y vejando a una niña de su misma edad? ¿Eso es lo que estamos consiguiendo como sociedad? Por más campañas contra el Acoso o Bullying que se hacen, por más sensibilización hacia la igualdad o contra el racismo, por mucho que se hable de respeto… otra niña se ha intentado suicidar con tan sólo diez años, y en el segundo día de volver al colegio. Sigue leyendo Denunciar el Bullying no es de chivatos, es de héroes.

Cumpleaños, Whatsapp, y excesos.

¡Ay, qué tiempos aquellos de los cumpleaños con los primos en casa, con los bocadillos de mantequilla y chóped, los vasos de refrescos de gaseosa “de a litro” y el mantel de hule. Ay qué tiempos aquellos donde los regalos eran pocos. Ay qué tiempos aquellos donde lo raro era el exceso y lo normal era lo bueno! Podría seguir hablando de las virtudes de esos cumpleaños tan “normales” que celebrábamos antes, pero mejor que nos sirva de entradilla para hablar de lo desmedido y de los excesos en los que actualmente estamos inmersos. Vayamos por partes: Sigue leyendo Cumpleaños, Whatsapp, y excesos.

LA INFANCIA: Candidatura al Premio Princesa de Asturias a la Concordia 2022

No, no es un loco, es un maestro. No es un lunático, es de Cádiz, y mira por dónde ha volcado su empeño en quienes más cerca tenía, en sus niños  y en sus niñas, esos de quienes tanto lleva aprendido. Se llama Francisco y de apellido conquistador, Cid. ¡Qué va a hacer con semejante herencia! Dar la talla, dar la cara, pelear por sus niños y niñas y dejarlo todo en el intento. ¡Qué ocurrencia ha tenido este maestro de promover y nominar a la infancia como Premio Princesa de Asturias a la Concordia 2022! ¿Motivos? ¿Argumentos? Yo diría que sobran, pero para los más “cerraditos de molla” ahí van unos cuantos ejemplos: Sigue leyendo LA INFANCIA: Candidatura al Premio Princesa de Asturias a la Concordia 2022

Maldita ansiedad, o no.

La ansiedad es el síntoma estrella del siglo XXI;  la identifican, la conocen y la expresan tanto niños, adolescentes como adultos. España es el primer país del mundo (se dice pronto) en consumo de ansiolíticos y psicofármacos. Somos líderes en gestionar mal nuestras emociones, en no saber encontrar respuestas a nuestras dificultades, en ir a lo fácil, en “tómese esto, y vuelva usted mañana”.

Pero, ¿Qué es la ansiedad? ¿A qué le tenemos tanto miedo? Sigue leyendo Maldita ansiedad, o no.

Una infancia para los niños, pero sin los niños.

Educamos de manera instintiva y casi irreflexiva; forma parte del proceso de apego y de esa necesidad ‘tan nuestra’ de vivir en comunidad. Es el eslabón que continúa nuestra cadena, es ese “yo te educo como me han educado” que no siempre ha de repetirse ni en forma ni en significado. Vemos, leemos y escuchamos infinidad de opiniones que forjan las nuestras. Sumamos a lo añadido nuestro toque personal hasta desdibujar lo que era genuino para conformarnos con un resultado más o menos vistoso de puertas para fuera. Sigue leyendo Una infancia para los niños, pero sin los niños.

La realidad que oculta el cierre de los parques infantiles.

Cada vez que cerramos los parques infantiles damos una vuelta de tuerca más a la ya complicada infancia en este país. Los parques infantiles no son el problema. Desde el inicio de la pandemia no he visto a ningún colectivo más responsable que el de los niños, es más, me sigue asombrando la capacidad que han demostrado de adaptación en las aulas, porque creo sinceramente que yo sería incapaz de soportar una jornada de seis horas encerrado en un espacio reducido con una mascarilla permanentemente puesta. Todos los días felicito a mi hija y a sus amigas a la vuelta del cole; “sois mis heroínas” les digo, y sonríen agradecidas detrás de sus chulísimas mascarillas.    Sigue leyendo La realidad que oculta el cierre de los parques infantiles.

La autoridad como vínculo. El valor del respeto.

La autoridad no es una actitud imperativa que nos permite dar órdenes para que sean ejecutadas, eso es sólo un tipo de autoridad basada en la represión y en la sumisión a través de coacciones y amenazas, eso es autoritarismo y se sustenta gracias al miedo; suelen ser agresiones que quienes las soportan las devolverán, posiblemente, a medida que se sientan capaces de enfrentarse a quienes se las imponen sin más, y si son reprimidas, pueden dejar una huella de inseguridad y fragilidad difícil de borrar el resto de su vida, o bien una agresividad hacia los demás probablemente desadaptativa. Sigue leyendo La autoridad como vínculo. El valor del respeto.

La fantasía de reagrupación. Infancia y separación familiar.

«Yo quiero que mi madre y mi padre estén juntos otra vez». Esta frase no he dejado de escucharla una y otra vez en los 25 años que llevo ayudando a niños y a niñas a aceptar y a afrontar los procesos de separación y transformación de sus familias. Me confiesan, entre risas nerviosas y lágrimas, que les dejan notas, dibujos, pequeños regalos, falsean comentarios de los unos hacia los otros, niegan la separación de sus padres delante sus amigos o engañan a todos alardeando de ser felices porque: «así tengo dos casas y me hacen más regalos; o separados por lo menos ya ellos no se pelean todo el tiempo». Sigue leyendo La fantasía de reagrupación. Infancia y separación familiar.

Infancia y violencia: consecuencias.

Violencia de género, violencia machista, violencia doméstica, violencia filioparental, violencia callejera, violencia deportiva… Sí, somos violentos y no siempre funciona bien nuestro cerebro, y los impulsos no se contienen, y la agresión -en todas sus formas- se convierte en un modus operandi, en una manera peligrosa de vivir. La conducta agresiva ha estado presente en todas las épocas y se da en todas las culturas. En la infancia también ocurre, centrando su actividad principal en la edad de la escolarización formal, entre lo seis y los dieciséis años, aproximadamente. Sigue leyendo Infancia y violencia: consecuencias.

El exceso de extraescolares. La generación triste.

“Hemos criado niños bilingües, trilingües algunos; niños que nadan como peces, que juegan al fútbol como ases, que practican todo tipo de gimnasia, que bailan lo que les pongas, que hacen robótica, que tocan instrumentos, que juegan al ajedrez…  Hemos criado a toda una generación desarrollando capacidades a golpe de extraescolares. Pero… ¿Son felices?”

Sigue leyendo El exceso de extraescolares. La generación triste.